Manifiesto por una Sevilla que cuida a las personas, cuida sus barrios y lucha Contra el Cambio Climático

Tenemos que empezar hablando claro. El tema más urgente a resolver por Sevilla, como por toda la humanidad, de aquí a 2030, es poner freno a las emisiones contaminantes que generan el Cambio Climático. Los científicos nos advierten que es posible hacerlo con un esfuerzo sin precedentes. Pero al mismo tiempo nos dicen que se nos acaba el tiempo si queremos evitar que sus efectos sean catastróficos para la vida en el planeta. Lo hecho hasta ahora no es suficiente. No podemos seguir haciéndonos trampas al solitario como ha hecho el gobierno de Juan Espadas con sus dos Planes de Acción por el Clima y la Energía Sostenible. Los científicos nos advierten que tenemos que producir en muy poco tiempo cambios drásticos en la forma en que generamos energía, nos movemos y nos alimentamos. Cambios en nuestros edificios y en nuestras ciudades. La lucha contra el cambio climático con criterios de justicia social es para nosotras el punto de partida de la propuesta municipalista para Sevilla, porque es una batalla que se tiene que ganar fundamentalmente en las ciudades. Y Sevilla tiene la oportunidad de liderar esa lucha al tiempo que activa su economía, genera empleo, mejora sus barrios y limpia el aire que respiramos.

El proyecto de ciudad que proponemos para Sevilla está vinculado a la idea de ciudad habitable, saludable, inclusiva, solidaria y verde. Las medidas para lograr estos objetivos son a la vez nuestra mejor baza para un ambicioso plan de formación y empleo que dinamice nuestra economía hacia el objetivo. Vamos a crear empleo con un ambicioso plan de transporte público eficiente metropolitano. Poniendo a trabajar al sol en nuestros techos para generar la energía que demandan nuestras viviendas, empresas y administraciones. Con un ambicioso plan que cuide y multiplique nuestros árboles, llene de verde nuestras calles y las cubiertas y fachadas de nuestros edificios. Vamos a generar empleo revolucionando el modelo de gestión de residuos con un plan estratégico para lograr el objetivo de residuos cero. Vamos a impulsar un Plan de salud vinculado a respirar aire limpio, libre de emisiones contaminantes, a la alimentación saludable, consumiendo productos frescos de proximidad y a llevar una vida activa, caminando, moviéndonos en bicicleta, y practicando ejercicio y deportes.

Se trata de un plan de emergencia para Sevilla que precisa voluntad de gobierno y actitud negociadora para sumar a todas las organizaciones sociales, culturales, políticas y económicas al proyecto. Para ello queremos construir una candidatura que sea percibida como la de las propuestas para vivir mejor en Sevilla, basada en el diálogo para el buen gobierno de la ciudad. Una candidatura que promueva la democracia participativa en el día a día, porque todas las personas que compartimos esta hermosa ciudad tenemos que tener la oportunidad de contribuir a construir la Sevilla que Queremos.

(Manifiesto para una candidatura municipalista para Sevilla, basada en la democracia participativa, presentado por Equo a la sociedad sevillana, a las organizaciones sociales, económicas y políticas de la ciudad. Si crees que es necesaria una candidatura así, difúndelo)

Entrevista en Radiopolis: Economía para la ciudadanía

BOX-sevilla-marcha-clima

El lunes 1 de diciembre de 2015, en Economía para la ciudadanía, programa de Radiopolis a cargo de Attac, hablamos de la Cumbre del Clima de Paris, la COP21, y de cómo podemos transformar nuestras ciudades para reducir la emisión de CO2 a la atmósfera y hacerlas más habitable. Dedicamos un amplio apartado a la participación ciudadana como motor de la transición socioecológica, con experiencias concretas como Parque Estoril en Sevilla o el proyecto Barrios en Transición en Alcosa

Reactivar Sevilla barrio a barrio

DSC07670

Artículo de opinión publicado en Sevilla Directo el 3 de marzo de 2015

Vivimos en una ciudad que tiene elementos de sobra para construir un proyecto de esperanza que nos permita mirar el futuro con razonable optimismo. Reúne magníficas condiciones naturales, tiene un gran potencial territorial y una historia y una cultura de enorme potencia. Sin embargo tenemos que afrontar graves problemas sociales y económicos que se plasman en las insoportables tasas de paro y en la desigualdad que se expresa de forma dramática en nuestros barrios vulnerables. Y tenemos que afrontar la crisis ambiental tomando medidas para frenar el cambio climático, espada de Damocles que no podemos obviar. En los próximos años tenemos que poner los cimientos de nuestro futuro y para ello es preciso dar un giro de 180º al modelo de desarrollo por el que viene apostando la ciudad y que ha fracasado como proyecto económico y social … (leer más)

La gestión del hábitat: Dónde me enseñan soluciones encuentro problemas, dónde me enseñan problemas encuentro soluciones

DSC00544

El gobierno municipal de Río de Janeiro invitó a John Turner, a final de los ochenta, a visitar las favelas y los polígonos de vivienda para realojo de favelados que se habían construido en los años 60 y 70. Cuando le preguntaron su opinión sobre lo que había visto, sentenció: “Dónde me enseñaron soluciones encontré problemas , dónde me enseñaron problemas encontré soluciones “. Así empezó a explicar Verenna Andreatta la génesis del Plan Favela Bairro en el Seminario Internacional de Experiencias Significativas de Gestión Habitacional. Seminario enmarcado en la maestría en Gestión y Desarrollo de la Vivienda Social que organiza el equipo de Víctor S. Pelli en la Universidad Nacional del Nordeste, Resitencia, Argentina.  Leer más de esta entrada

La ley de rehabilitación: ¿oportunidad o amenaza?

niñas asomadas a una ventana. Barrio de Pajaritos (Sevilla)

niñas asomadas a una ventana. Barrio de Pajaritos (Sevilla)

La Ley de Rehabilitación, Regeneración y Renovación Urbana, aprobada el pasado día 21 de mayo de 2013, pertenece a ese tipo de leyes cuya sustancia no aparece tanto en sus objetivos declarados, en lo se que  hace pública de ella, como en los objetivos no declarados y que permanecen fuera de los focos de atención. Leyendo sus objetivos y las declaraciones públicas de la ministra de Fomento, Ana Pastor, se nos induce a pensar que es una ley con una clara orientación social y ecológica. Pretende mejorar la accesibilidad, seguridad y eficiencia energética de las viviendas, para hacer efectivo el derecho a una vivienda digna, al tiempo que nos acerca a cumplir los compromisos de reducción del consumo de energía y mejora de la eficiencia energética de aquí a 2020. Objetivos que lógicamente compartimos. Y ciertamente la ley prevé ayudas para estas obras de las que se pueden beneficiar las comunidades de propietarios que acuerden emprender acciones rehabilitadoras, siempre y cuándo la dotación presupuestaria para las ayudas sea suficiente. El problema aparece cuándo las obras rehabilitadoras no son emprendidas por las comunidades de forma voluntaria sino cuándo son impuestas como obligatorias. Y aquí es dónde está el núcleo de la ley y su potencial amenaza. Leer más de esta entrada

A %d blogueros les gusta esto: