De la abstención como protesta al voto masivo alternativo en las urnas

quicapglo
Hace tiempo que tengo pendiente escribir unas breves reflexiones sobre el polémico libro de José Manuel Naredo, Europa y las elecciones europeas: la abstención como protesta. Y hoy me llega al correo una invitación a asistir al debate que seguirá a la presentación del libro en Sevilla el próximo día 22 de mayo. Lamentablemente no podré asistir al mismo. Y lo lamento porque me encantaría discutir este tema con las personas que van a estar en la mesa y las que admiro pese a que creo que en esto están equivocados de dirección justamente 180º.
Lo voy a hacer desde mi experiencia durante años como activista del voto en blanco y de la abstención como protesta.
Hace ya tres años que pasé de la indignación a la organización para reiniciar la democracia desde las instituciones y crear espacios de democracia participativa desde los que poder gestionar en beneficio de la sociedad, y en equilibrio con la naturaleza, la crisis civilizatoria a la que nos enfrentamos. No se puede estar indefinidamente en contra del sistema esperando a ver si llega el cataclismo que acabe con él, como probablemente ocurrirá. Hay un momento en que tienes que tomar la iniciativa y dedicar tu tiempo, tu capacidad de pensamiento, de emoción y de acción a tratar de movilizar a los indignados hacia un proyecto transformador, también desde las instituciones, porque ese cataclismo, si se produce, puede acarrear millones de víctimas. Yo di ese paso en primavera de 2011 después de leer en el Cabo de Gata el último libro de Ramón Fernández Durán, su libro testamento. La Quiebra del capitalismo globlal: 2004-2030. Ramón, que fue un activista enredante, entusiasmante y contagioso toda su vida, nos llamaba a tomar las instuciones para tratar de mitigar y corregir los efectos devastadores de esta quiebra. En esta línea está extendiéndose por Europa el movimiento de ciudades en transición. Y plasmar esas iniciativas en propuestas políticas es mi próximo objetivo para las municipales.

Leer más de esta entrada

Carta abierta a los simpatizantes, votantes y socios de Equo

Hace aproximadamente un año que maduré la idea de intentar transformar la política desde dentro de las instituciones representativas. Fue durante las vacaciones de Semana Santa, en El Cabo de Gata, leyendo el libro testamento de Ramón FernándezDurán, La Quiebra del Capitalismo Global. Sabía que Ramón pronto nos dejaría y que el libro que tenía entre las manos sólo había tenido tiempo de esbozarlo. Ramón, que había dedicado toda su vida a construir un mundo mejor, aportándonos su pensamiento y su persona, verdadero símbolo de una nueva humanidad, nos urgía a seguir construyendo redes sociales de constructores de alternativas, de sembradores de una nueva civilización. Pero nos urgía también, y eso me impresionó conociendo su trayectoria, a organizarnos para tratar de cambiar el rumbo desde las instituciones representativas, en todas sus escalas. Me impresionó porque Ramón siempre se mantuvo alejado de la política partidista. Y ahora nos llamaba a tomar partido. Leer más de esta entrada

¿cómo lo hacemos? (una estrategia alternativa… parte III)

No somos suficientemente conscientes de que tenemos una rica iniciativa social trabajando activamente en defensa de los derechos humanos y de los animales, de la igualdad, de la defensa del medio ambiente, de la lucha contra la pobreza y la exclusión social, de la cooperación internacional al desarrollo, de la reforma pedagógica y la innovación educativa, de la promoción de una educación, una investigación y una economía en favor del bien común, de la promoción de la cultura y las actividades artísticas, la conservación viva de nuestras tradiciones. Una iniciativa que defiende nuestros paisajes y nuestro patrimonio, que promueve una cultura de los cuidados,  las ciudades en transición, el decrecimiento socialmente sostenible, el comercio justo, los circuitos cortos de comercialización. Leer más de esta entrada

Carta de despedida

Ramón FernándezDurán nos dejó ayer.

nos dejó su testimonio de vida

y de cómo afrontar el final de la misma.

Nos dejó el testigo para que sigamos nosotros

la apertura de nuevos caminos civilizatorios

nos dejó su esperanza

en la plantación de nuevas semillas

nos dejó sus últimos libros de ruta.

Es mucho lo que nos deja

es mucho lo que nos dejó.

Leer más de esta entrada

Repensar y reconstruir la polis

publicado en El Correo de Andalucía el 31/05/2011

http://www.elcorreoweb.es/sevilla/123753/repensar/reconstruir/polis#comentarios

Corresponde al movimiento del 15-M haber puesto de manifiesto la dimensión política de la crisis. Los gobiernos se han demostrados incapaces, ineficaces o faltos de voluntad para afrontar la necesidad de dirigir las reformas del sistema financiero. Y en lugar de ello se han dedicado a imponer a sus ciudadanos recortes en derechos sociales tendentes a aplacar la voracidad de ganancia de esos mismos mercados financieros que especulan con la deuda contraida por los estados. Deuda cuyo origen está en el rescate financiero sufragado por los fondos públicos. Ahí está el núcleo del mensaje político que denuncian los jóvenenes convocantes de las concentraciones. Ese es el significado profundo de lemas como “le llaman de democracia y no lo es”,  “no nos representan” o “esto no es una crisis, esto es un atraco”. Con este movimiento se pone en evidencia el fracaso del bipartidismo para dar respuesta a situaciones que requieren otra forma de plantear la organización de la polis. El cambio de partido gobernante es la principal herramienta con que cuentan los ciudadanos para manifestar su descontento. Lo pudimos constatar el domingo 22 de mayo. Pero el movimiento del 15 de mayo pone de manifiesto que las elecciones son una condición necesaria pero no suficiente para una democracia efectiva. Los jóvenes cuando corean “no los votes” están poniendo el dedo en la llaga de algo evidente. Quien llega al gobierno no se aparta del guión que le imponen los “mercados financieros” y las instituciones que los representan. Por eso los jóvenes y quiénes les acompañamos pedimos profundas reformas democráticas que tendrán que expresarse en varios niveles y tendrán diferentes alcances.

Leer más de esta entrada

A %d blogueros les gusta esto: